Remedios caseros para calmar exitosamente el reflujo gástrico

El reflujo gástrico es provocado por un exceso de acidez del estómago que se filtra al esófago, el cual, a su vez, se deriva de una disfunción en la válvula muscular llamada esfínter esofágico inferior –EEI–. Si bien el EEI puede abrirse con continuidad, puede además no cerrarse bien y en consecuencia aceptar que los ácidos del estómago se filtren.img_remedios_caseros_para_el_reflujo_gastrico_25882_300Una persona víctima de este malestar tiende a padecer, bastante más de dos ocasiones a la semana, de un ardor en el pecho o la garganta, tos seca, síntomas de asma o problemas para pasar la comida. Entre los causantes de peligro frecuentes que tienen la posibilidad de programar el reflujo, está un elevado consumo de alcohol, obesidad, embarazo, esclerodermia, tabaquismo y también hernia–una dolencia del músculo que divide el tórax y la cavidad abdominal.

Para impedir y achicar los efectos de esta dolencia, reunimos una serie de remedios naturales. Te los compartimos:

  • Cambiar la forma de comer. Al achicar la cantidad de comida, se bajará la presión del estrés estomacal. Por lo que no comer dos o tres horas antes de irse a la cama puede achicar el peligro de que los comestibles ejerzan presión en el EEI. Además, procurar comer lentamente facilita digerir más simple y de forma rápida.
  • Jugo de sábila o aloe vera. Gracias a sus características curativas, las dos plantas medicinales reducen el peligro de contraer reflujo gástrico. Se puede beber de a poco numerosas ocasiones al día, sin exceder dos tazas al día.
  • Vinagre de manzana. Añade una cucharada de vinagre de manzana orgánica a 180 ml de agua. Revuelvelo y bébelo.
  • Manzana. Comer al menos una manzana al día optimización la salud y ayuda a calmar el reflujo gástrico.
  • Té de jengibre. El efecto antiinflamatorio del jengibre facilita usarse como agente calmante para el estómago, reduciendo las náuseas y vómitos. Para llevar a cabo el té, corta un jengibre fresco, añadiéndole agua hirviendo. Deja que se mezcle durante cinco minutos, viertela en una taza agregándole miel. Niño recién nacido el té cerca de unos 20 minutos antes de las comidas.

¿Te fué útil este artículo? Si es asi, pues comparte este post con tu seres queridos, asi podrás ayudar a que otra gente vivan más plenas y saludables y así ayudar a que este portal siga creciendo con más contenido por favor compartelo. Gracias.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *